Un “planazo” en Covadonga.

Un “planazo” en Covadonga

Será un “planazo” tal y como lo describe Miguel Goñi, joven ovetense y miembro de Hakuna, el que van a disfrutar este fin de semana en Covadonga más de 250 jóvenes que acudirán de diferentes puntos de España, para celebrar el cabo de año de Marta Fernández Serrano, una joven ovetense de 23 que años que falleció a causa de un cáncer. Ella, su fortaleza, su alegría y serenidad impactaron fuertemente a sus jóvenes compañeros de movimiento. “Nos reuniremos para celebrar su vida, porque fue una niña que nos marcó a todos dentro de Hakuna, ya que con su enfermedad nos enseñó a bailar y a dejarnos de historias, que era la frase que ella solía decir para afrontar su enfermedad, porque entendía que la vida era como una canción que ponía Dios, no ella, y que por tanto optaba por bailarla y dejarse de historias, como modo de vida”, explica Miguel. “Marta destacaba por su sonrisa ante el dolor y ante la adversidad: tenía una sonrisa que te hacía reflexionar y pensar que aunque haya dificultades en la vida, se puede ser feliz”, explica Antonio Martínez, otro joven ovetense miembro de Hakuna y que recuerda una anécdota junto a ella que le marcó: “recuerdo que íbamos un día por el Metro de Madrid, y había una persona que no tenía abrigo y estaba pasando mucho frío. Ella, que ya estaba enferma por aquel entonces, se quitó el abrigo, y se lo dio a esta persona que, de entrada, lo rechazaba, pero ella le dijo no, te llevas tú el abrigo, porque lo digo yo

Con este motivo, los jóvenes llegarán a Covadonga el viernes, donde comenzarán su encuentro con una Hora Santa y adoración al Santísimo. El sábado arrancarán el día con la eucaristía en la Santa Cueva y posteriormente subirán a los Lagos, donde pasarán la mayor parte del día, para finalizar de nuevo en el Santuario con una Hora Santa, que se prolongará durante toda la noche con el Santísimo expuesto para velar por Marta. El domingo, finalmente, se celebrará la eucaristía del primer aniversario por la joven.

El “pilar” de Hakuna

“Las  Horas  Santas  son  el  pilar  de  Hakuna –afirma Antonio Martínez–, es decir, las adoraciones eucarísticas, donde nos reunimos una vez a la semana a recibir la vida, que es Dios, y que a mí me gusta comparar con cuando uno va a la playa, porque cuando vas a la playa te pones al sol y sin hacer nada, los rayos de sol te van tostando la piel, y todo eso se acompaña con las canciones del Hakuna Group Music que se pueden encontrar en Spotify y en todas las plataformas de YouTube, y son canciones que reflejan eso que vivimos, que cantamos y que nos ayudan a rezar”. 

En Asturias hay un grupo de Hakuna desde el año 2018, que se reúne para celebrar una Hora Santa todos los lunes a las 20,45 h en la parroquia del Corazón de María de Oviedo. Son jóvenes y algunos no tan jóvenes, estudiantes, profesionales. Miguel Goñi es el coordinador de Hakuna en la ciudad, y Antonio Martínez, el de los Revolcaderos, que es el nombre que reciben los medios de formación en Hakuna. También hacen retiros mensuales y anuales, y voluntariado, que denominan “compartiriados”, porque “es un compartir, uno da y también recibe”, explican los jóvenes. “Son muchas las actividades que llevamos a cabo –dicen– y estáis todos invitados, porque no hay mejor manera de conocer Hakuna que viviéndolo”.